Entradas populares

jueves, 31 de octubre de 2013

Emprendedores hipotekados

Propietario: el que tiene propiedad sobre un bien material.

Hipo-tekado: el que lleva la carga del propietario sin serlo.

Los contratos urbanos, pueden empezar a usar estos términos ya que para nada significan lo mismo. Esto lo escribo para que lo entiendan algunos inquilinos...


Como hipo-tekada, puedo decir que vivo en precario desde que quise comprar un piso para dejar, ya! el tema de los alquileres. Es mi casa 21. Solo quería no tener que cambiar de piso cada dos o tres años... necesitaba estabilidad para poder materializar el gran deseo de trabajar desde casa en algo que supiera hacer y favoreciera al bien común. Luego, me tocó otro cambio, otra hipo-teka, una depresión por horror laboral en la calle,  la crisis y la depresión generalizada.

Intento volver a tener independencia económica.

Lo intento. Me sale humo. Lo apago como puedo.

Hoy me he dado cuenta de que lo intento, hasta demasiado.  Hay tanta presión por parte de los emprendedores que luchamos por el auto-empleo, por abrir una vía de trabajo, que sin querer olvidamos que mañana es el día de todos los Santos y pasado el de los muertitos.

Así, que voy a desconectarme de esa presión no útil, y voy a poner el intento en disfrutar, con magnesio y vitaminas estos 3 días de fiesta general. A ver si nos des-con-presionamos todos.

miércoles, 30 de octubre de 2013

google at home



Uniendo la radio de los 70 con el símbolo kasero de  google.  Buena onda se mire por donde se mire

martes, 29 de octubre de 2013

Timo

El timo es una glándula, que no solo  forma parte de nuestros órganos internos. El TIMO, es la conducta habitual de los que usan su escasa "gracia", para beneficiarse sin mover un pelo o dar un palo al agua, de lo ajeno.

Vivimos dentro de un TIMO, generalizado. 

Desde el Rey al Jefe del gobierno, desde las grandes compañías a los patriarcas gitanos... los reyes alfa y omega de la realidad contemporánea. Si estos son los referentes que tenemos por modelo, ¿qué se va a pedir del resto de los ciudadanos actuales?. Los niños imitan a sus padres. El pueblo, ¿a quién imita?.

A los que nos timan, nos llaman inocentes o tontos. Y es verdad que lo somos. Personalmente, llevo dos años en los que me han timado unos personajes, que bajo su disfraz de amigo, bueno, necesitado, alternativo, me han sableado en lo más profundo. Primero en la confianza, segundo en mi economía de precario. 

Amigos ladrones timadores profesionales... Estos, todos contentos.
Timados, confiados, comprensivos... En vías de vivir de la caridad.

En plena presentación de mi libro Vitaminas para el Cerebro y endesa abriéndome expediente porque los que vivían en un piso hipotekado a mi nombre, llevaban desde el 2012 sin pagar la luz. Puaf !

Nada de nada.... ahora toda la culpa es mía, y una parte así ha sido, por confiar en palabras de gentes desesperadas, desquiciadas, con poco sentido común y absolutamente profesionales en lo que se refiere a la manipulación emocional.

Llevo 7 meses trabajando sin dejar de prestar atención a mi proyecto de auto empleo, he superado el analfabetismo informático, he tenido un proyecto en la red. Gracias a Verkami, a los mecenas y a la familia que me ayuda con el tema piso y comida he podido co-editar mi primer libro y empezar un pequeño movimiento económico, he superado los errores y gazapos del trayecto y ahora me va a tocar superar este marrón cagado que me ha vuelto a recordar, lo muy idiota que puedo llegar a ser. Estoy seria, es doloroso tener que seguir con las restricciones severas, mientras los que practican el arte del timo sonríen satisfechos por el uso de su inteligencia y por tener la justicia a su favor.


No hay otra...

lunes, 28 de octubre de 2013

Lapsus en la Historia

Hace unos días que no escribo en el blog, no es que no tenga nada que decir, al contrario, pero estoy esperando cerrar un círculo de trabajo interno que empezó hace 30 años  y que puede que esté cerrándose. La vista al pasado solo es para rescatar energía atascada por lo que sea y que ahora toca liberar.

Como terapeuta trabajé con la historia personal y he de reconocer que me apasiona el tema. Todos tenemos nudos hechos y olvidados, poder llegar a verlos y disolverlos es un sana-sana,cura-cura eficaz, no lo hago por la vía del psico análisis, lo hago re-viviendo esa historia con los ojos de ahora. Puedes revolver, el interior de la base de datos del cerebro, y esto es parte del trabajo. Hace falta entrenamiento, decisión, orden y capacidad para diferenciar lo que es propio de lo que vivimos por herencia. Sea como sea es beneficioso para quién lo consigue y para quién le rodea. Un nudo de historia afecta a bastante gente y por el efecto cuántico un conflicto liberado, libera a muchos que tienen ese mismo conflicto.

Es la visión práctica de trabajar la historia personal de una manera energética y viva!

lunes, 21 de octubre de 2013

Mmmm!


Y me gusta este dibujo, es mmmm!




verdad(es)

Acabo de hablar con R. Es un hombre que trabaja en una nuclear en el departamento de limpieza y reciclaje. Ha tenido varios ingresos psiquiátricos por "percibir durante algún periodo de su vida, la vida desde un ángulo muy distinto a la mayoría". Hoy sigue medicado, lo que le hace hablar " cómo un niño grande... "

R, hoy me ha preguntado ¿puede ser que cada uno tenga su verdad?. ¡Por supuesto que sí !, le he contestado. Para cada persona su vida es su verdad. En Vitaminas, intento expresarlo con palabras.

Esto nos hace dejar de pelear por Razones sin razones y es evolutivo, se piense por donde se mire.

Vitaminas para el cerebro pág.58.




domingo, 20 de octubre de 2013

Cerebro y misterio

Me llegan los primeros comentarios sobre el libro Vitaminas para el cerebro... En los comentarios está incluida la palabra "help", no sé por dónde cogerlo o cómo entenderlo y es lo natural. Precisamente, detrás de ese no entender, hay veces que está la medicina. No todo pensamiento es racional, ni lógico... hay algunos que son bastante misteriosos, otros pertenecen al absurdo, otros son claros o simples y alguno es pura meta-física.

Así es nuestro cerebro, por eso el no entender, va unido al silencio. Si algo, te deja "mudo", por un instante, es que te ha llevado a un espacio libre... de interpretación. Se pone en marcha otra forma de contemplar las  palabras y puede abrir la puerta a otras formas de comprensión. Como por ejemplo, la meditativa.